Gracias a internet, es posible encontrar cosas ¡que no sabes ni cómo se llaman!

Hace tiempo que quería escribir este artículo que… ¿a quién no le habrá pasado?

Cuando era pequeño tuve acceso de una forma u otra a ciertos contenidos, bien sean juegos, música, vídeos, etc., una vez o un corto tiempo, y siempre me quedé con las ganas de revivirlos. Pero… a saber cómo encontrarlos; cuando éramos pequeños y veíamos una recreativa en un bar lo menos que pensábamos era que fuese un juego que tenía un título, y cuando escuchábamos una canción rara en la radio, le dábamos a grabar y quedaba mal o medio mal, pero lo que muchas veces no llegábamos a saber, tampoco, era el título. Llegó la era internet, con ciertos contenidos accesibles; las cosas que recuerdas con título, muy bien, pero claro, ¿cómo encontrar algo en la red de lo que no sabes el título?

Cuántas sorpresas agradables me he llevado gracias a internet, aunque especialmente gracias al servicio YouTube. Cuántos reencuentros nostálgicos, encontrando esa aguja en el pajar, que es lo más llamativo.

Si me remonto a la edad más temprana en que yo recuerdo quedarme con las ganas de algo, era yo muy pequeño aún y en un bar había una recreativa que molaba. Cuánto tiempo estuve deseando poder jugar otra vez a aquel juego que, al poco de conocerlo, lo cambiaron por otro y nunca más supe de él. Sólo sabía una cosa: era un hombre con un martillo. Sí, durante años no encontré nada con esa mera información, sin embargo, un día mi chica sí que encontró algo con esas breves palabras. Era un juego, era de NES, tenía cierto parecido al que yo buscaba, ergo… con el mismo título…, ¡¡sí!! encontré el “Hammerin’ Harry” de recreativa. Ooooooooooooooh!!!! :’) Increíble poder revivirlo al fin y sacarme esa espinita de volver a verlo y jugarlo. Cómo hizo ella para encontrarlo con esa escasa información, que a mí seguía sin servirme de mucho, sigue siendo todo un misterio.

Sí vale, lo recordaba mejor, pero el caso es el caso: poder zanjar ese tema por fin.

Otro hallazgo fue una música que salía en un viejo programa de los 40 Principales llamado Game 40. En sólo una ocasión la pusieron completa (que me coincidiera, al menos), y pude grabarla, pero se me borró de la cinta (o la borré, sin querer). Y nunca más la pusieron completa. ¿Y el título? Quién sabía. Al menos, sabía que podía tener que ver con la banda sonora de Dragon Ball. Pues buscando buscando, hallé un tema llamado “Spirit vs Spirit“. Oooooooooooooh!!!! (otra vez) ¡Ahí está! :DD

Ya en mi época discotequera, dos temas que también me gustaban un montón y que no sabía el título (en esta ocasión, ni una pista tenía) y nunca los pude escuchar fuera de la disco. Uno ya lo encontré “Funny – Sing a song (all night long)“, que tampoco es que me guste demasiado, pero eran más las ganas de revivirlo y no poder, como los anteriores.

Y sí, todavía guardo una música que desearía escuchar y no encuentro porque tampoco sé el título, y es posiblemente el último tema de estos que tengo por zanjar; la última espinita que tengo clavada y que no me puedo quitar todavía.

Había otra canción que salió alguna vez, también, en el programa Game 40. Sabía que pertenecía (o debía pertenecer) a un juego de Mega CD, pero ni idea, ¡como para encontrarla! Pues la encontré. Resultó ser la banda sonora de un (pobre) juego que se llamaba “Black Hole Assault“.

Encontrar este tema fue todo un momentazo, pues lo tocaba yo con el clarinete en mis tiempos de músico y lo que no podía hacer era escucharlo de nuevo ni escucharlo correctamente para emularlo bien.

Estos casos fueron muy especiales, ya que no recordaba gran cosa para poder encontrarlos y en todos casos mis ganas de volver a saber de ellos eran muy grandes.

Luego están otros temas, como viejos VHS promocionales, que sí sabía de dónde salían, que querría volver a ver y no podía porque ya… “habían pasado a mejor vida”. Pero eran casos raros… ¿quién los iba a digitalizar y colgar en la red? Pues buscando de vez en cuando, el increíble YouTube, de mano de algún alma caritativa, los trajo hasta mí. Eran dos VHS promocionales de juegos que venían con revistas del sector de aquel momento.

Es más el valor sentimental, y ahí están, acabaron apareciendo en YouTube y pude revivirlos, y, además, hallé el título de dos canciones que salían en uno (el valor del buen feedback) y que eran la caña. Y éstas me gustan hoy más que entonces, especialmente la que sigue!!:

Con todo, está claro que, en internet, quién busca, encuentra, aunque uno no sepa muy bien cómo expresar qué es lo que busca exactamente.

Anuncios

Escribe tu comentario :)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s