Stop!

De la noche a la mañana, una gran cantidad de artículos de este blog se han llenado con una señal de “dirección prohibida”. Esto no es otra cosa que la desaparición masiva de fotografías que estaban colocadas a modo ilustrativo en los diversos posts y que han pasado a “mejor vida” después del cierre de Picasa por parte de Google, servicio que hospedaba la mayoría de las imágenes que aparecían en este blog. Dado el tamaño del blog, arreglar los artículos afectados es un tema que no me compensa, con lo cual, simplemente disculparme por las molestias.

bye bye Picasa, te acompañamos en el sentimiento, y esperamos que te reencuentres con Google Reader y tus servicios más queridos allá donde vayas.

stop

Anuncios
de Dani Publicado en Varios

iWOPI, o como donar tus kms en forma de dinero

Hoy quisiera hablar de un proyecto que lleva en marcha algo más de un año, de nombre iWOPI. Bajo estas siglas se esconde una organización con una finalidad clara e interesante: convertir los km que registramos con nuestras APPs favoritas cuando hacemos deporte (bici, correr, caminar, nadar…) en dinero u otro tipo de ayuda para causas de carácter variado. ¿Cómo lo consiguen? Pues conectando empresas con las causas activas; las empresas pueden crear su propia causa o apoyar alguna ya creada, y donarán más o menos dinero/material según la gente haya aportado más o menos kilómetros para una causa concreta.

Cada causa abierta tiene unos objetivos de kilómetros por cumplir para recaudar el máximo posible y también tienen un tiempo límite durante el cual se podrán aportar kilómetros. Hasta la fecha, el proyecto ha atendido a 45 causas, de las cuales sólo una permanece activa en estos momentos, las otras ya han finalizado. Ahora mismo, están recabando kilómetros para convertirlos en gafas de sol para personas hipersensibles a las radiaciones UV, a razón de unas gafas cada 2000 km. Si se cumple el reto completo, se otorgarán 12250€ en forma de 350 gafas de niño para los afectados.

Y a nosotros sólo nos cuesta crear una cuenta y conectar nuestro iWOPI a nuestro Strava, Runkeeper, Daily Mile o Mapmy de manera directa (otros programas de GPS también se pueden conectar, pero mediante un servicio intermediario). Una vez vinculados, cada vez que salgamos a hacer deporte (también vale caminar) y guardemos nuestras actividades, podremos cargar los kilómetros recorridos de una manera sencilla en iWOPI, bien desde la web o desde la APP para nuestros móviles, y donarlos a la causa activa del momento, o a nuestra elección, si existen varias activas. Colaborar nunca fue tan fácil.

Detalles aparte, que creo que no son el valor de iWOPI pero que ahí están, pues tenemos un perfil personal y un ranking de usuarios, para “picarnos” a ver quién logra aportar más kilómetros/trabajo/entrenos al proyecto. Cualquier motivación para hacer deporte sea siempre bienvenida. La página no funciona a la perfección, pero aún es joven y está en continuo desarrollo, y, lo más importante, cada vez hay más usuarios, empresas

y ONGs involucradas.

Si hemos realizado algún entrenamiento reciente, desde el primer momento en que tengamos nuestra cuenta en iWOPI, podremos cargar kilómetros y comenzar a donarlos. ¿Te animas?

Hablar por hablar, una de móviles…

(ACTUALIZADO 9/09/17). Si hay algo que ha evolucionado a pasos agigantados en los últimos quince años, eso ha sido la informática. Inicialmente el PC fue el abanderado de un crecimiento que parecía imparable, aunque parece que ya hace unos años en que los ordenadores llegaron a un punto en el que las prestaciones superaron los límites de potencia que el gran público demanda para las tareas cotidianas, y tengo la sensación de que se ha paralizado un poco su desarrollo y negocio. Y gran parte de ese negocio parece que se ha redirigido al fenómeno smartphone, donde sus innovaciones y bajada de precio empiezan a dejar un poco en ridículo al avance del clásico sobremesa/portátil.

Sigue leyendo

Zapatos nuevos

De vez en cuando, hay que estrenar zapatos nuevos, y ya que estamos, estreno por partida doble. Unos, porque ya me hacían falta para la bici, los Shimano M088, y los otros, unos Oxelofreeride” -decartón-, pues para tener nuevas oportunidades de caídas e ir rompiéndolos mientras aprendo a deslizarme en otro tipo de ruedas…


de Dani Publicado en Varios

3500 km de Mountain Bike

Ayer alcancé la interesante cifra de 3500 km montando en bici de montaña, desde que me puse a ello allá por 2007, a fin de mejorar mi estado físico. Y funcionó.

Es cierto que para cualquier ciclista que se precie es una cantidad más bien ridícula, pero bueno, algo es algo ;)

Como nota final, quisiera recordar la lista de consejos de seguridad que he ido elaborando durante todo este tiempo, a ver si entre todos conseguimos que haya menos accidentes de bici.

Daniescribe 3

Hacía casi cuatro años de la última renovación visual de este blog. Ha pasado el tiempo, tiempo durante el cual he iniciado varios proyectos en busca de encontrar una vía de escape artística/intelectual que me ayudase a evadir de la rutina diaria de un trabajo monótono y, como no, que me ayudase a mantener la mente despierta. La mayoría de esos proyectos, cargados de mucha ilusión inicial, no tuvieron continuidad.

Renovamos ahora la cara de un blog que se había quedado atrapado en proyectos anteriores y… a seguir para adelante.

Como en aquella ocasión, dejaremos una imagen para el recuerdo del aspecto que nos acompañó durante los últimos cuatro años.

de Dani Publicado en Varios

El día que Samsung “dañó” mis ojos…

Está claro que los líos con el lenguaje y las traducciones siempre han dado problemas. Así, nos podemos esperar de la gente “de la calle” que traduzca erróneamente “Free Software” (referido a licencias libres) por “Software Gratis”, “Billion Dollar” por “Un Billón de Dólares”, “Actually” por “Actualmente”… y también que cometan errores como “desbajón” por “desnivel”, o no saber si se dice croisán, croasán, croisant o cruasán.

Hasta ahí lo podemos considerar todo dentro de lo normal, pero lo que, sin ser un fallo grave, me parece irrisorio, es encender el Galaxy Ace, con el sistema de fábrica, ir a la sección de información de almacenamiento y encontrarme con que se traduzca “1,8 GB free” por “1,8 GB gratis“. Para muestra, la imágen que acompaño:

O sea, que este móvil tiene 1 MB usado pero los restantes 1,8 GB son gratuitos (no se sabe si están libres o no).

A ver, no quiero ser malo, pero un fallo así no lo comete ni el traductor automático de Google:

¿Lugares cerrados con aura negativa?

Existen ciertos espacios (cerrados hasta donde conozco) donde la mayoría de la población parece sucumbir a no sé qué fuerzas oscuras y sufre perceptibles cambios en su modo habitual de actuar. El caso es que dentro de esos lugares, la personalidad de estos individuos varia notablemente respecto a su personalidad habitual, sin que nadie parezca ser consciente. Personas que conoces, tu propia pareja, ¡¡incluso tú mismo!!; personas normales, incluso amables en el “mundo real”, sufren una seria, extraña, y, por qué no decirlo, triste transformación cuando acceden a estas zonas que están a nuestro alrededor. ¿De qué estamos hablando?

Hasta la fecha, llevo descubiertas dos “zonas oscuras”. La primera y más importante es el vehículo. Uno cualquiera entra en su coche y sufre una radical transformación. Supongamos una persona normal que va a un supermercado y tiene que esperar cola. Dos llegan a la cola a la vez; no pasa nada, hay amabilidad, se ceden turnos, incluso se piden disculpas por cualquier roce durante el transcurso de la compra. Esa persona entra en su vehículo y todo esto se terminó. Pitidos y malos gestos para cualquiera que lo moleste lo más mínimo durante su travesía, incluso aunque el otro tenga razón, y ya no digamos si alguien mete la pata. Y, por supuesto, si la susodicha persona va más rápido que los demás, hay enfado porque lo molestan, como si debieran dejarle pasar; si no le dejan, ya se está poniendo a “comerle el culo” al de delante o a aguantarse pero de malas formas desde cierta distancia, en espera de que se aparte de una puñetera vez o acelere, aunque el de delante ya vaya por encima del límite de velocidad. Y muchas más cosas que todos conocemos. ¿Por qué este traumático cambio cuando la gente se pone a las manos de un vehículo? ¿Por qué en el vehículo decir (o pensar) “pasa tú”, “tranquilo, no ha pasado nada”, “vete con calma, que yo espero, que lo importante es tu salud y la de los demás”, es algo extremadamente extraño, cuando es habitual, sin embargo, cuando hacemos cola en el súper, en el médico, cuando vamos por la calle o cuando tropezamos con alguien?

La segunda “zona oscura”, aunque en bastante menor medida, es el cine. Da igual que la gente sea muy ordenada en su casa; la mayoría de la gente que va al cine deja todo tipo de residuos en la sala, como si fuera un basurero. Sólo hay que echar un vistazo a una sala de cine cuando entras y cuando sales después de haber un “lleno”. Da igual que fuera haya las pertinentes papeleras y que el civismo impere la mayor parte del tiempo en esta gente; da igual que una persona sea cuidadosa y no tire papeles cuando va al campo; cuando entra en la sala del cine, lo mínimo es dejar el vaso de la cocacola o la botellita de turno en el asiento. Según sales, comprobarás que la mayoría así lo han hecho. Los más “educados” dejarán la basura más o menos ordenada, pese a quedar en la sala, mientras que otros dejarán todo pringado de palomitas y residuos varios sin remordimiento alguno. Por suerte, hablar por el móvil o entre sí, como si se estuviera en el salón de su casa, o dar pataditas al asiento de delante indiferentemente de que haya alguien en él, son fenómenos aislados que no tienen que ver con los efectos propios de cambio de personalidad de esta “zona oscura”, sino con la personalidad general de dichos seres.

¿No es un poco extraño todo esto? ¿Tiene que ver con que no se ve a los afectados a los ojos? A mí me resulta, cuanto menos… inquietante. ¿Conoces alguna otra zona donde ocurran fenómenos similares de cambio de personalidad cuando alguien tiene contacto con ella?

de Dani Publicado en Varios

Gente que lo vale: Stephanie Valentin

De casualidad, como tantas otras cosas, me he topado con una artista casi todoterreno, quien bien se merece una mención. Su nombre es Stephanie Valentin y sus credenciales son sus variadas obras, todo bien visible desde su página web.

Desde que comenzó a tocar el violín a sus siete años, me da que no ha parado. Musicalmente, al violín le ha seguido el piano, acordeón y flauta, y a los 19 comenzó con el violín eléctrico. Tiene temas propios que se pueden conseguir en iTunes o Amazon, aunque varios de sus temas se pueden escuchar directamente desde su canal en YouTube, lugar donde también tiene diversos vídeos de speed painting y tutoriales de dibujo digital. Y es que también se le da genial pintar, bien sea digitalmente (a manos de Photoshop y compañía) o al óleo. También ha hecho esculturas y sus pinitos en Flash o 3D, además de haber sido directora creativa de juegos para niños.

Actualmente trabaja como freelance, y por un “módico” precio te hará unos retratos geniales bajo demanda, quitando, añadiendo o cambiando elementos en base a una o varias fotografías base, incluso con su vídeo de cómo ha sido realizado, si lo solicitas. La verdad es que, el resultado, a la vista está.

Es increíble lo que una persona puede hacer si aprovecha bien su tiempo :)

de Dani Publicado en Varios